Seguidores

viernes, 22 de mayo de 2020

Un millón de visitas.....



Poco más de 10 años desde su nacimiento, este Rincón llega al millón de visitas.

Por él han pasado comentarios, opiniones, dietas, crónicas, anécdotas.... Dió el salto a las RRSS, igual que lo dió hacia adelante lo volvió a dar hacia atrás.... Y es que la esencia del blog es la misma de siempre, espacio para expresarse y alimentarse de todos los lectores que quieran aportar algo en él, siempre desde el respeto y la pluraridad, retroalimentándonos unos a otros, cosa que en redes sociales a veces es complicado de encontrar... Casi 5000 comentarios en las 869 entradas publicadas en este blog así lo atestiguan. Una pequeña comunidad de la que me siento muy orgulloso y de la que quiero seguir formando parte.

Gracias a quien en su día me dió al pie a crear este espacio, a todos los amigos que he ido conociendo en este mundo de corredores, al lector silencioso que no se pierde ningún post, a los 199 suscriptores que siguen al pie del cañón a pesar de la inmediatez de las redes...

Gracias en resumidas cuentas a todos. Prometo ser un poquito más constante, ahora que estos tiempos tan duros para todos nos van dando oxígeno y que ya estoy liberado de las redes que enredan.

Gracias.

domingo, 17 de mayo de 2020

Corredores de pandemia.



El pasado 2 de mayo las medidas de nuestro confinamiento se suavizaban y entre otras medidas a adoptar se permitía la realización de deporte al aire libre de manera individual.

Muchas han sido desde esa fecha las lecturas que los deportistas callejeros hemos hecho de esta medida, unos entienden deporte individual como calzarse las zapatillas y salir con tu grupo de música favorito en tu reproductor, otros lo entienden como ir con uno o dos colegas charlando alegremente y escupiendo mocos como babosas, otros van en bici en grupos de seis contrastando con quienes van solos....

Y luego están los respetuosos nuevos deportistas que utilizan esta medida para aprovechar el desconfinamiento parcial y ponerse un poquito en forma. La gran mayoría respetando las normas, lo cual es digno de alabanza y respeto, el mismo que ellos demuestran a la comunidad.

A todos ellos mi más cordial bienvenida a este mundo, ojalá os quedéis muchos y podáis disfrutar durante muchos años de las ventajas del deporte, que no sirva de excusa para salir a la calle en este periodo tan duro y que se convierta en una nueva forma de vida.
Para todos vosotros, para ti, que lo mismo has entrado de casualidad en este Rincón y estás leyendo estas líneas encontrándote en esta situación, todo mi apoyo y mi ayuda en lo que sea necesario, aunque mi cuerpito aún se está recuperando de los primeros rodajes desde primeros de mes.... Esto es lo más parecido a salir de una lesión pero con el peligro de no haberlo estado y salir confiado al asfalto. Mucho cuidado con los excesos si queremos evitar males mayores. Muchos hemos mantenido lo que hemos podido en casa pero no ha sido suficiente para salir a la calle en garantías de mantener los ritmos que teníamos a finales de febrero.

Todos nosotros, sin excepción, somos deportistas, corredores y ciclistas de pandemia, veteranos y nuevos, todos nos movemos en un nuevo marco, en aceras repletas de transeúntes donde antes no iba nadie, de calzadas desiertas de coches ocupadas por otros compañeros buscando la distancia social.....

A todos os deseo lo mejor, paciencia para afrontar los cambios y mucha precaución en estos nuevos inicios.
Porque este virus no entiende de los maratones que lleve uno u otro, solo sabe matar y destruir familias y en nuestras manos están las herramientas para que eso no ocurra, o al menos minimizarlo.

Seamos respetuosos con la sociedad disfrutando de lo que más nos gusta hacer, ahora mejor acompañados si cabe y con multitud de nuevos compañeros que en su buena mayoría han llegado para quedarse... 

Disfruta del deporte más que nunca y siéntete un privilegiado por poder practicarlo.


domingo, 3 de mayo de 2020

Y un día, todo cambia.




Parece mentira, cuando aquel ya lejano 8 de marzo rodaba por última vez por las calles de mi barrio. Quién me iba a decir que hasta casi dos meses después no podría volver a correr.

Y lo más curioso, lo más sorprendente y trágico es que no se trataba de una molestia física, de una lesión o de un contratiempo personal. Lo peor de todo es que nos confinaban en casa porque una pandemia de alcance global estaba matando gente indiscriminadamente y tocaba ponerse a salvo en casa.

Quién nos iba a decir esto, a nosotros, acostumbrados a vivir ¨apartados¨ de todo, ajenos a las pandemias que se suelen sufrir en países subdesarrollados o muy lejanos, de hecho, el origen de esta enfermedad (COVID-19) estaba situado en China y a finales de año, aunque oíamos hablar de él, nos quedaba muy lejos.... ¨son cosas de los chinos¨.

El caso es, que como el que no quiere la cosa en Italia, y poco después, en España, empieza a morir gente y a colapsarse el sistema sanitario de todo el planeta debido a la enorme velocidad de contagio de este virus, que no solo ahoga al paciente sino los recursos de todo aquello que toca. Y llega el día, seis días después de mi último entreno, en el que nos comunican que nos quedemos en casa, que seamos pacientes y que nos vayamos acostumbrando a un nuevo modo de vida, de aquí en mucho tiempo.

De pronto quedan muy lejos las quedadas con amigos, las carreras, o más fácil aún, un simple rodaje en soledad.... De que manera más sencilla y cruel se nos retira de los labios el plato del que comíamos a diario, ese plato que asumíamos como un derecho adquirido y que, de un bofetón este virus nos arrebataba y nos hacía entender que estábamos muy alejados de la realidad.

Con el paso de los días íbamos aprendiendo una lección detrás de otra. La más importante era ver como nuestros días de inactividad pasaban a un tercer o cuarto plano de interés. Pasábamos de lamentar los días en que no nos calzábamos las zapatillas, que no veíamos a nuestros amigos o nos colgábamos un dorsal del pecho para dejar de mirarnos el ombligo, nuestras desarrolladas piernas de corredor, nuestros físicos finitos y nuestras relucientes zapatillas para empezar a mirar a nuestro alrededor, a nuestros vecinos, a nuestros amigos, allegados, conocidos, familiares cercanos y lejanos, las noticias.... están muriendo centenares de personas a diario, 800, 900.... que locura.... gente mayor, y no tan mayor....

Este encierro pasaba de ser una canallada a un ejercicio de responsabilidad extrema, a nivel general, por el bien de nuestro entorno más próximo, y por ende, el de toda la comunidad. Teníamos que protegernos entre todos y en esta ocasión la solidaridad se demostraba encerrándose en casa y evitar las fuentes de contagio.

Reconozco que todo este tiempo he tenido mucho tiempo para pensar, para meditar y para recapacitar sobre lo que somos, quienes somos y hacia donde vamos, y por supuesto, a plantear una hoja de ruta.

El ser humano tiene una forma de ser muy marcada que, por mucho que me pese reconocer, volverá a aflorar con el paso del tiempo, quizá de los años, después de todo esto, es inevitable, va en nuestro ADN, ese egoísmo propio, que aún en estos días tan complicados y duros se está viendo por las calles de nuestra ciudad o pueblo en pequeñas dosis saldrá de nuevo dentro de X, estoy convencido. Tendremos la sangre fría de frivolizar sobre lo que estamos sufriendo, de bromear, de reírnos, de quitarle hierro a todo, porque somos así, una especie que si no se muere de un virus morirá de soberbia.

Ayer, día 1 de mayo, volvía a correr, tras 49 días de confinamiento y casi 60 sin enlazar zancadas, y pude saborear la esencia del ser humano por las calles de mi barrio.
No se trataba de encontrarme solo conmigo mismo, se trataba de ver mi alrededor, de comprobar como necesitamos sentirnos libres, respirar el aire puro, oír las risas de los niños, ver a otros ciclistas y corredores. Inevitable no poder dejar escapar una lágrima de emoción en las primeras zancadas, un grito de alivio al salir de mi calle, una respiración profunda, estaba viendo la otra cara del ser humano, la solidaria, la del respeto, manteniendo distancia, disfrutando del aire en la cara, de esa libertad.... Pocas oportunidades se plantearán así para vivir esta estampa, tristemente es así.

Sólo espero equivocarme, pensar que el ser humano cambiará realmente después de todo esto y sabremos anticiparnos a catástrofes como la que hemos sufrido. Que seremos más respetuosos desde el primer minuto, y a modelar nuestra soberbia.

Todo mi cariño y respeto a todas las personas fallecidas en esta pandemia, así como a sus familiares que, no sólo han sufrido las pérdidas, sino que como agregado, por seguridad para ellos mismos, no han podido despedirse de sus seres queridos.

También es momento de acordarse de todas las personas que han superado la enfermedad, sobre todo de esas personas de alto riesgo que han sido tan fuertes y valientes y no se han rendido. A sus familiares, por sufrir en la distancia con la sensación de la impotencia en sus corazones, ellos también merecen un aplauso y todos mis respetos.

A toda la población que ha tenido y tiene aún hoy el temple y la responsabilidad de seguir cumpliendo las normas establecidas para mitigar los efectos de esta enfermedad. Sin esta actuación hoy no podríamos estar disfrutando de estas pequeñas salidas que se nos han concedido, y lo que es mucho peor, seguiría muriendo mucha más gente de la que ahora mismo aún está muriendo (276 personas en las últimas 24 horas).

Y a nuestros sanitarios, desde el más importante médico hasta el último celador, pasando por los investigadores que trabajan contra reloj en el procesamiento de un tratamiento preventivo y de una curación para quien ya esté infectado. A todos ellos no les dedicaría un aplauso diario sino un apartado en la declaración de la Renta para un crear un fondo que de alguna manera se les pudiera hacer llegar por todas esas noches en vela y jornadas maratonianas dedicados a salvar vidas.

Ni que decir tiene, y mención más que especial a todas esas familias con sus ingresos mermados en este brusco frenazo a nuestra economía.

Y a todos los servicios esenciales que han estado y están trabajando para protegernos contra esta maldición que nos ha caido.

Para todos vosotros van mis kilómetros de ayer, da igual los que hayan sido, o las sensaciones, o el ritmo, son kilómetros de vida y es mi forma de compartirlos.

viernes, 14 de febrero de 2020

Xtr3me Up by Cycling Up - La crónica

El pasado 8 de febrero tuve la oportunidad de asistir al primer evento del año en cuanto a ciclo indoor se refiere, y que mejor que de la mano de la gente, el equipo, que más sabe de esto en el panorama nacional... Cycling Up.


Primera edición de Xtr3m Up 100% Cycling Up. El lugar, las instalaciones deportivas del Valle de las Cañas. en Pozuelo, y los máster trainers David Aguado, Mario Espinosa y Maxson Lemos a los mandos de la nave.

Llegada a las instalaciones deportivas.

Momentos previos al evento.

A las 16 horas daba comienzo el evento de la mano de Maxson que daba su toque brasileño a la primera clase de la sesión. Su propuesta, jugar con las bpm y su increible toque en el montaje musical.

Max, encargado de abrir el show.



Mientras los minutos corrían el sudor comenzaba a hacerse dueño de los maillots y la temperatura comenzaba a subir....




La primera clase pasaba en un suspiro. 45 minutos de pedaladas y sensaciones con Maxson que nos daba 10 minutos de respiro para la segunda parte del evento....

Pasados 5 minutos de las 17 horas llegaba el turno del capitán del barco, David Aguado, que se sacaba de la chistera una clase Mixta con 9 intervalos cortos al final que afilarían nuestras piernas para el resto de la jornada.


Ritmo en vena y pulsaciones por los aires....




A las 18 horas llegábamos a cubrir el segundo tercio del evento a falta de la traca final.... 10 minutos de descanso y nos esperaba Mario para poner el broche de oro a tres horas de ciclo.

Llegaba la hora del boss.
La última hora de evento la teníamos de la mano del señor de los graves, del culo inquieto.... Don Mario Espinosa, que como era de esperar nos iba a hacer despegar de nuestras bicis a golpe de musicote, David Civera incluido XDD

David y Mario en acción.

Y casi sin darnos cuenta llegábamos al final del evento no sin antes asistir al sorteo de regalos cortesía de las firmas colaboradoras del mismo.


La foto de familia como broche final.
Un evento exclusivo que sin duda repetiré en próximas ediciones....

Siempre UP!!!.

Fotos cortesía de Tefocoto.


jueves, 6 de febrero de 2020

Medio Maratón de Sevilla - La crónica.

Segunda visita consecutiva a este Medio Maratón que me cautivó el pasado año de la mano de mi compañera debutante Marta y Jesús, y que en esta ocasión correría en solitario después de más de dos años acompañando corredores.


En esta ocasión viajaba con mi Staff Técnico la mañana del viernes con la intención de hacer turismo por el camino y recoger el dorsal el primer día de feria para disfrutar plenamente de Sevilla la jornada del sábado con todos los deberes hechos.






La parada técnica para comer en el viaje de ida la hicimos en Almodóvar del Río para visitar su célebre castillo, lugar donde se rodaron las escenas pertenecientes a Alto Jardín en la serie Juego de Tronos.

No hay nada como viajar con alguien muy puesto en historia, y mi hermanita Silvia, aparte de caer muy bien y ser muy maja es un hacha en estos terrenos ;P

Tras la parada técnica y una lluvia fina y persistente en los últimos kilómetros del recorrido desembarcábamos en el polideportivo San Pablo para recoger el dorsal, y ya desde allí poner fin al trayecto en el hotel.

                                                           --Sábado--

Jornada de turismo puro y duro de la mano de Civitatis y su guía Ramón que en 3 horas nos dió un paseo por las calles, la cultura y las curiosidades de la capital hispalense.

Plaza de España



La Giralda

La plaza de las Setas









19 kilómetros recorridos durante esta jornada visitando lugares históricos de la ciudad....


Casa de Antonio Machado.
También pudimos degustar platos típicos.... marroquíes



Tajín de pollo con cebolla y pasas
Y tras nuestras sesiones de fotos y reconocimiento de zona de salida, meta y paso de animación en carrera tradicional, tocaba volverse al hotel y descansar lo máximo posible....


                                                        --Domingo--

Toque de despertador a las 6:00, tocaba desperezarse, sacudirse la resaca turista del día anterior y comenzar a ultimar los preparativos para la carrera.

Desayuno, mochila y café a la saca para salir a la zona de salida, aparcar en lugar privilegiado cerca del Parque de María Luisa y empezar a disfrutar del ambiente pre carrera.


                                                       --La Carrera--

A las 9 en punto de la mañana se daba el pistoletazo de la carrera ....

Km 1-5: Comenzábamos los primeros compases de carrera en esa larga y tendida recta que tanto me gusta, con una mañana fresca y con bastante niebla, pegados al curso del río Guadalquivir y tomando mi posición en el grupo. marcaba el primer kilómetro en 5:02, dentro del objetivo, quizá un poco rápido. Teniendo en cuenta que llevaba mucho sin competir contra mi mismo quería ir marcando los tres o cuatro primeros kilómetros a poco más de 5´ y posteriormente y progresivo para acabar la carrera entre 1h 40 y 1h 45.... el segundo kilómetro me indicaba que no iba a ser exactamente así (4:41) iba, muy cómodo, demasiado cómodo para dejarme caer a ritmos superiores a 5´, así que desde el segundo kilómetro ya presagiaba o una terrible petada o un crono más que aceptable.

Los siguientes tres kilómetros cursados en una media de 4:40/km me empezaban a dar seguridad.

Km 6-10: Los kilómetros 6 y 7 recorrían quizá a mi gusto la parte menos agradecida de la ciudad, la zona de la Isla de la Cartuja (4:44 y 4:41), las sensaciones eran incluso de querer ir más rápido pero ya había abierto todo el gas que tenía que abrir en esta prueba, me daba con un canto en los dientes con acabar en las condiciones que me encontraba en ese momento preciso.

Momentos de mucha animación en la zona de Gómez de Gomara y la Av. de Alfredo Kraus, kilómetros 8 y 9 (4:40 y 4:32) buscando ya el punto kilométrico 10 donde un poco más allá del avituallamiento me esperaba el Staff Técnico.


Km 11-15: Pasamos el avituallamiento del PK 10 y sale de entre el público Silvia, mi compañera de Mapoma que viene de Staff de su pareja.... Casi sin tiempo de más volvemos a pasar por encima del Guadalquivir y veo a mi Silvia, mi Staff, grabando con el móvil y pegándola una voz al paso, está a lo grande, viviendo la carrera fotograma a fotograma... no da tiempo para más y mentalmente me cito con ella en el lugar que tenemos previsto desde la jornada anterior cercano a meta.

El km 11 cae casi sin darnos cuenta (4:35) y seguimos acumulando un bote de segundos más que interesantes para, quizá superar las mejores expectativas de la previsión inicial... empiezo a darme cuenta en este tramo de carrera, todavía por venir lo más "bonito" de la ciudad que posiblemente el crono final vaya por debajo de la 1h 40´.

Los siguientes kilómetros me siguen cargando de razones para seguir pensándolo km 12 y 13 en 4:37 y 4:40.

Entre los kilómetros 14 y 15 pasamos por la Basílica de la Macarena, avituallamiento y ritmo constante.... Viene la parte central de la ciudad, los seis kilómetros finales, viene lo bueno y las sensaciones están como en la salida.

Km 16-Meta: Vistas de los pequeños Jardines del Valle en el km 16, (4:41) cuidado con algún buen bache del suelo y aviso a los compañeros que marchan por detrás.

Los kilómetros 17 y 18 salen calcados (4:39) aquí ya me creo a pies juntillas que voy a poder levantar los índices en meta dedicando una marca muy decente a mi ser más querido, paso la catedral rápido, casi sin fijarme, afilo la mirada y quiero ir a por ese sub 1:40 que no perseguía en la salida pero que tengo en la mano.

Llega el km 19 a su paso por el Real Alcázar (4:34), el paso que no apreté en el km 7 era momento de apretarlo ahora, con la seguridad que me daba haber reservado ese fuel para estos instantes finales.



Entramos en el Parque de Maria Luisa y en la Plaza de España donde cae el km 20 (4:26)
meto esa marcha que queda para apurar ese crono que llevaba años sin mirar, voy a poder dedicarlo con creces y orgullo....

El km 21 cae a la salida del Parque de María Luisa, veo a Silvia de Mapoma de nuevo y un poco más adelante los arcos que preceden a la meta.... Miro el Garmin, mi vuelta a mi competición particular ha llegado por todo lo alto, el objetivo se va a cumplir con creces... ültimos metros, índices al cielo y un beso que recorre kilómetros hasta su destino.... Va por tí, más que nunca.... Gracias por confiar joder....1:39:21 y un grito ahogado de alegría!!!!.

Como decía antes, hacía mucho que no me empleaba en una carrera, ésta, por diversos motivos se había convertido en un pequeño reto personal y podía darme por más que satisfecho de haber dado lo mejor de mí en ella con éxito.

Misión cumplida.

Mi Staff Silvia y su eterna sonrisa.



Gracias a la ciudad de Sevilla por la acogida tan calurosa que le da a esta prueba, a mi Staff Técnico por su alegría, su sonrisa eterna, su paciencia y su compañía y a quien desde la distancia me ha seguido y apoyado en todo momento....Gracias..... Mil gracias. Parte de esta medalla es vuestra.

viernes, 13 de diciembre de 2019

Los "linchadores" sociales, esa nueva estirpe.

Llevo casi 10 años escribiendo en este blog y ocho años visitando las RRSS, las cuales se han ido tragando los espacios como este, fruto de la inmediatez y la versatilidad que te ofrece llevar un dispositivo en la mano y escribir lo que te parezca en cualquier momento.

Todo esto, lógicamente lleva sus pros y sus contras y deja un amplio espectro de estudio sobre los tipos de perfiles que podemos encontrarnos en estas RRSS, más concretamente en Twitter, que de las dos que utilizo parece que es la más "propicia" para ello.

Como soy un enamorado de lo clásico y el blog me sigue pareciendo el lugar donde explayarme y expresarme con todas las palabras que me parezcan, sin generar hilos interminables ni confusión voy a realizar un análisis y opinión personal sobre una figura que, muy lejos de predominar afortunadamente en las redes si que se ha hecho merecedora de una cuñita en este humilde Rincón, esta figura es la del "opinador" o "linchador" de tuits o usuarios.... una figura súper curiosa....


Apariencia.- Los perfiles de estos usuarios suelen ser muy variopintos, los más "agresivos" son simples trolls que van a saco con todo lo que pillan, pero el "linchador social" suele ocultarse bajo un perfil medio-normal, incluso alardea de colaborar en alguna causa benéfica y de tener una posición laboral bastante buena o notoria y un gran nivel cultural.

Operativa del perfil.- Dentro de la "normalidad" en la que se mueven, haciendo guiños a su ambiente laboral o a sus aficiones, permanecen atentos a sus TL para fijar una presa.
Una vez localizado el tuit que pueden desdoblar con sus altos conocimientos en lingüística y demás campos comentan de manera muy correcta su oposición al mismo. Como actúan en manada primero comenta uno (el captador) en forma normalmente de pregunta al tuit objetivo y posteriormente el resto de integrantes de esa manada van interactuando entre ellos llevando su crítica "constructiva" a su campo.

Objetivo.- El objetivo principal de estos usuarios suele ser primordialmente pasar el día y rellenar sus vidas con estas acciones, también iluminar el camino a los usuarios que están equivocados, porque OJO, la máxima de este sector de usuarios (los "linchadores") es que tienen poder de opinión, y de debatir....(como todo el mundo)  y aunque no dispongan de todos los datos para sus concienzudos análisis SIEMPRE llevarán la razón, porque la falta de datos y su paupérrima tenencia de escrúpulos queda perfectamente solapada con una falsa posesión de conocimiento que elevan a la potencia necesaria hasta ganarse el bloqueo.... Y ese es el cénit de su acción, porque llegados a ese punto llenan sus cuentas durante varios días de chascarrillos y bromas sobre el "por qué" se llevaron el block dejando, evidentemente, bien claro que el autor del tuit objetivo y todos sus allegados son un grupito de usuarios que no son capaces de entender a mentes mucho más preparadas y expertas en cualquier campo que les pongan, de hecho, esperan la apertura de nuevas RRSS para poder expandirse, porque la red del pajarito se les queda pequeña, aún desconozco, si pequeña por la de conocimientos que tienen que transmitir, que, insisto, son múltiples, o por la cantidad de usuarios que ya les tienen bloqueados.

Dónde localizarlos.- Suelen emplazarse en pequeñas aldeas, allí comparten sus buenas obras, alardean de lo que nunca harán pero siempre enjuiciarán cuando lo hagan los demás y se retroalimentarán de sus genialidades convertidas en tuits....

Cómo evitarlos.- Tu sentido común te dictará exactamente la acción a acometer con esos perfiles. Están entre nosotros, enseguida los reconocerás.






jueves, 12 de diciembre de 2019

Maratón de Valencia 2019 - La crónica.

Broche final para un 2019 lleno de carreras y kilómetros. Grandes compromisos, clásicas del calendario carrerístico español y para terminar una de las grandes y que aspiran a serlo aún más, el Maratón de Valencia.



La previa.-

Aprovechando que el 29 de noviembre (viernes) llegábamos con tiempo a Valencia, aprovechábamos para visitar la feria, recoger dorsal y saludar a una legión de amigos en el stand del Edp Rock and Roll madrid Maratón & 1/2.


Primer contacto con la Ciudad de las Artes y las Ciencias

Filípides, nos volvemos a encontrar

Añadir leyenda
La entrega del dorsal resultó fácil, sin colas y fluida, buena hora para recogerlo las 19 horas aunque la organización la señalaba como hora punta de posibles aglomeraciones.... lejos de todo ello el dorsal estaba en mis manos en pocos minutos.

Con mi compi Edu

Afilando los dientes para abril.
Después de cenar tocaba recogerse, descansar y dar paso a la jornada del sábado, más light después de haber recogido el dorsal, así que con más tiempo para dar un paseo por la zona hasta la hora de la comida y poder saludar por la tarde a mi compañera de maratón, Yolanda, que recogía el dorsal con el resto de pinteños al mediodía.

Con Mikel y Silvia compartiendo momentos.
Las fotos de rigor en la meta en construcción, la cual soy siempre reacio a cruzar hasta que no llegue el sagrado momento de saborearla al final de la carrera.... (que guerra con estos chicos para hacernos la foto en ella... XDXD)

Mónica, Isa, Iván, Emilio y Yolanda.

Equipazo preparado.

Vamos a por el segundo compañera.
La Carrera.-

Salida del hotel a las 6:45, problemas enormes para acceder al CC El Saler, lugar donde aparcamos a la misma hora en las ediciones de 2016 y 2018 y donde no hubo problema alguno para hacerlo, pero en esta ocasión cerraban los accesos y obligaban a dar la vuelta al complejo con el correspondiente atasco. Tocaba armarse de paciencia en unos momentos previos en los que prefiero estar tranquilo y concentrado.... Punto negativo para el evento. Al final encuentro un pequeño hueco en la calle donde me cabe el coche y aparco fuera del parking.

De camino al punto de encuentro me ocurre lo nunca visto, un corredor atrapado en la retención para acceder al parking me pide desesperado que me quede con su coche mientras hace aguas mayores.... lo que hace la desesperación .... le hago el favor mientras desfoga su intestino en un lugar donde no quiero acordarme y continúo el camino hasta que me encuentro en la misma retención con Yolanda, Mónica, Iván y César, atrapados en el mismo lugar, presas de cierta desesperación, y entablamos una endiablada búsqueda de aparcamiento dado que al final nos pegan con la puerta en las narices del parking del Centro Comercial, el cual nos indican los auxiliares que está ya cerrado porque se encuentra completo.

Tras unos minutos de cierta tensión conseguimos aparcar y relajarnos un poco en el interior del Centro Comercial para desalojar aguas, algunos aún desayunar y poner rumbo a la línea de salida.

Ültimas instrucciones hasta llegar a la salida XD
Antonio, Iván, Mónica, Yolanda y César.
Con Antonio Liébana.
No hay hueco para nada más, suena Nino Bravo, la BSO de The Avengers, los aplausos del público y sopla una leve brisa en la línea de salida.... ha costado llegar hasta ella, han sido meses de trabajo y entrenamiento, de dudas de última hora por la rodilla de Yolanda, que lejos de ser una lesión ni de desembocar en nada serio sabemos que puede llegar a molestar. Urri nos ha puesto bajo aviso, vamos a pelear hasta la extenuación, y el trabajo comienza desde la primera zancada tras esa deseada línea de salida..... Antonio y César se han despedido, quedan más atrás para hacer lo que buenamente puedan en carrera por problemas físicos..... Comienza la aventura.....

Km 1-5.- Comenzamos cautos, juntos, Iván, Mónica, Yolanda y yo, con una amable charla, haciendo un rápido balance de lo que nos ha puesto en esta salida y con la mente puesta en el primer objetivo de la carrera, el kilómetro 5. El objetivo de Iván y Mónica, claro desde el inicio, las 4 horas, les vamos dejando marchar a medida que transcurren los primeros kilómetros, en este primer tramo nos movemos en unos ritmos entre 5:40 y 5:49, cómodos, fluidos, de charla, viendo a abraza farolas animando y chocando manos en las larga y sombreada Avenida del Port, por donde transcurre el kilómetro 2 y en la Calle Marina Real Juan Carlos I donde comenzamos a perder de vista a nuestros amigos y a los que deseamos suerte en su periplo.

Primeras zancadas de esta aventura.
 Km 6-10.- Poco antes de superar el km 6 saludamos a Julián Iglesias que nos informa haber visto hacía nada a Mónica e Iván, le comentamos que nosotros vamos en plan acabar, el objetivo de las 4 horas quedó apartado hacía semanas con las primeras molestias en la rodilla de mi compañera y la estrategia era correr sin forzar e ir midiendo con el paso de la carrera, ante todo ir cómodos y el calor que comenzaba a reinar no parece que quisiera respetar nuestro objetivo.
Seguimos en ritmos entorno a los 6:00-5:50 y llegado el kilómetro 10 tocaba el primer gel, buscamos sombra y orden, esto acaba de empezar.

Km 11-15.- Kilómetro 11 y se me ocurre videollamar a mi hermana Silvia, nos da una crónica de nuestro paso y de algún conocido suyo más. Está disfrutando la app de la organización desde Madrid y viviendo la carrera como si estuviera en Valencia. Nos despedimos de ella hasta nuestra llegada a meta y continuamos buscando una sombra. Llegamos por la Av. de Cataluña al kilómetro 12 de nuestra andadura, en este punto, junto a una gran rotonda suena la BSO de Rocky, los kilómetros siguen cayendo fácil con un ritmo bastante constante. Bajamos el Boulevard Periférico Norte en busca del kilómetro 13.... 5:44/km en este punto y 1h 15´ de carrera en nuestras piernas. La rodilla de Yolanda empieza a dar señales de molestia pero estamos preparados para ello. Me preocupa más el calor y llegando al avituallamiento del kilómetro 15 tomamos la primera pastilla de sales.

Km 16-20.- Yolanda saluda en el Paseo de la Alameda (Km 16) a unos compañeros del trabajo, Menuda casualidad!!!, un soplo de aire fresco en un tramo de carrera muy animado, demasiado animado.... chocamos las manos de payasos en el kilómetro 17 con manos enfundadas en guantes de látex y comenzamos una leve subida por la Av. de Aragón camino al kilómetro 18 que nos saca de ese bullicio y nos permite volver a testear los ánimos y las fuerzas. Todo intacto, leve molestia en la rodilla de la compañera, asumible .... Seguimos trabajando y miramos a nuestra izquierda. El estadio de Mestalla despierta los recuerdos de mi compañera en un viaje anterior a Valencia y repasamos la historia entre risas.
Giramos hacia la derecha y bajamos por la Av. de Blasco Ibáñez, coronamos el kilómetro 18 y tengo un primer encontronazo con un ciclista que se encuentra dando apoyo a un corredor italiano dentro del circuito. Varios toques de atención incluso avisando a policía local y voluntarios para que tengan en cuenta que ese comportamiento ni es propio ni está permitido por el reglamento, sobre todo por el peligro que supone ir en bici en medio de la carrera.... Recibo el mismo caso que si hablo con la pared y tenemos la suerte de perderlos de vista al parar en el avituallamiento del km 20 a tomar el segundo gel y a darme vaselina en mi castigado pezón izquierdo.



Km 21-25.- Tomamos la Calle de la Reina, y en ella llegamos a la mitad de carrera. 2h 04´ y saludo a Carlos, compañero de zapatillas y trabajo que resultó ser baja de última hora en este maratón pero que no quiso perderse nuestro paso por este punto de la carrera.

Con Carlitos en la expo.

Continuamos el paso, comento a Yolanda que estamos a muy poco de entrar en la zona más céntrica de la ciudad pasando primero por la Ciudad de las Artes y las Ciencias.... Toca evacuar en el 24,5 en unas cabinas colocadas al efecto, y tras un breve respiro llegar al km 25 donde Yolanda y Silvia se funden en un abrazo.... Primer 10K de nuestra amiga que está radiante de felicidad y nos da un impulso extra para dirigirnos al centro de Valencia.

Km 26-30.- Nuevo avituallamiento y pastilla de sales. Volvemos a tocar el barullo del km 16, un ambientazo que nos lleva en volandas hacia el Palu de la Música y los Jardines del Turia, le propongo un nuevo micro reto a Yolanda, ver en el km 28 a Edu, que el día anterior me preguntaba sobre que hora estariamos pasando por allí que era un punto muy cercano a su alojamiento. Le comenté que sobre las 11:45- 12 y lo llevábamos bordado para llegar a esa hora... Y así fué, nada más pasar el Pont de Fusta allí teniamos a Edu, Marta y el pequeño Raúl esperando para darnos un abrazo y desearnos lo mejor para los pocos kilómetros que nos quedaban. Edu ha corrido el 10K en un tiempazo.... Esto empieza a oler a maratón, Compañera!!!! 2/3 de la medalla son tuyos, le digo.... Vamos a por el tercio que nos queda en busca primero del km 30 y del tercer gel.



Km 31-35.- Nueva propuesta para mi compañera de Maratón, llegar al 32 y saludar a Ángel (Contador de Kilómetros) que un año más está en el famoso kilómetro del Muro para romperlo.

Momentos en los que un abrazo es mucho más.

No hay Muro que se te resista compi.
Llegando al km 33 en la Av. del Maestro Rodrigo nueva sorpresa, María Matilla nos anima voz en grito a nuestro paso mientras pruebo mango sin pelar.... P.D. está bastante malo....

Km 36-40.- Kilómetros de mucha cabeza y de inteligencia, llega el momento de apretar los dientes y de ser un auténtico equipo.
Ralentizamos los ritmos y nos ponemos el objetivo de llegar al avituallamiento del km 40.

En el 37 escuchamos que nos llaman por detrás, son Mónica e Iván que ya huelen a metal, cruzamos unas palabras, Yolanda y Mónica, Iván y yo... Compañero, que gran trabajo, sólo nos queda lo más bonito, llevarlas en volandas a la alfombra azul.... Nos despedimos, vamos un poco más rápido y es momento de ir al ritmo que te permita el cuerpo, ni más rápido pero tampoco más lento, las fuerzas empiezan a ser las justas y hay que darle al cuerpo lo que demande.
Subidón de ánimo en Yolanda que empieza a chocar manos por la calle de Xátiva y la calle de Colón. Aquí el ambiente es indescriptible, el público se vuelca, Yolanda saluda a la hija de una actriz que reconoce según pasamos, no tengo ni idea de quien es pero mi compañera está de nuevo fresca, con todas las antenas receptivas y le da el conocimiento para reconocer a esa persona entre el público, increible.

Km 41-Meta.- Comenzamos a bajar paralelos a los jardines de la Ciudad de las Artes y las Ciencias, la calle se estrecha a nuestro paso, el público es una sola voz de ánimo, un pulmón, llegamos al arco del Valencia Básket a ritmo de Rock and Roll, y comienza el último kilómetro en el adoquinado de los aledaños a los pabellones.... Nos saludan desde el vallado, recomiendo a Yolanda no parar a saludar, la musculatura está muy tensa, veo el pasillo, se lo muestro, ese pasillo que me negaba a pisar el sábado.... Ahora sí, nos lo hemos ganado, con esfuerzo, con trabajo, con sudor... toca disfrutar esa pasarela sobre el agua de Valencia....

ESTO ES MARATÓN




El abrazo posterior y la coronación por segunda vez como maratoniana de mi compañera..... se quedarán para siempre en la retina.


Tras esta foto hay mucho esfuerzo, mucha voluntad, una enorme fuerza y un espíritu de lucha inquebrantable....
Yolanda, no sólo se ha coronado una vez, sino dos, como reina del maratón en un mismo año, no me queda vocabulario para expresar mi admiración ante esta manera de derribar barreras de todo tipo y alcanzar su sueño. Sin duda, si me tienen que dar un ejemplo gráfico para definir el coraje y la fuerza me quedo con esta imagen.



En mi tienes tu fan número 1, te he visto crecer, progresar, desde principios de año, y finalizarlo con dos metales de dos de las carreras más prestigiosas de España, el RNR Madrid Maratón & 1/2 y el Maratón de Valencia, y ya te he dicho compañera, que un maratón no está al alcance de cualquiera.

Considérate una maratoniana de los pies a la cabeza.... No tienes límites, y lograrás todo aquello que te propongas.....

FELICIDADES MARATONIANA.