Seguidores

sábado, 7 de junio de 2014

Adidas Supernova Glide 6 Boost - El Análisis.

Llevo muchos años calzando la marca de las tres bandas, y tras machacar las últimas Glide 4 tocaba dar el salto que el fabricante ha planteado en esta línea de zapatillas con la incorporación del sistema de amortiguación Boost en su suela.


A bote pronto, sólo al cogerlas en la mano se nota que estas zapatillas son sensiblemente más ligeras que las Glide 4, la diferencia es nada menos que de 25 gramos, de los 320 que pesan las Glide 4 a los 295gr. de las Glide 6, a nuestros niveles debe de parecer una diferencia insignificante pero hacedme caso cuando os digo que una zapatilla ligera es un alivio para nuestra musculatura.

En cuanto a diseño  muy en la línea de Adidas, austero, en tres colores, blanco, negro y verde las mías, con talón reflectante y modelo a la vista.


El sistema Boost, del cual ya os daba una breve referencia en este post está situado tanto en talón como en el medio pie, combinado en esta última zona con EVA, interesante combinación esta en mi caso al correr mayormente de puntera y encontrar una estabilidad que me ha sorprendido.

Para cubrir la amortiguación Adidas ha apostado en este modelo por el caucho de Continental, curiosamente otra marca alemana, dándole en apariencia una mayor durabilidad a la zona más castigada de la zapatilla.                                                                                                                                                              En los pies

La primera sensación al calzarlas es de muy buena sujeción. La ausencia de costuras y su ligereza dan la impresión de que llevas lo estrictamente necesario para correr.

La prueba de fuego, la de la amortiguación, pasa con nota alta. Si bien en mi caso esa sensación de "impulso" que nos vende el fabricante no es para tanto lo que sí es cierto es que en cada aterrizaje el impacto parece ser menos incluso en ruido. Ya os decía antes que corro de puntera y en ocasiones el "zapateo" al suelo suele ser un poco escandaloso, posiblemente también por una falta de técnica, pero con estas zapatillas el silencio pasa a ser un compañero de fatigas y la sensación de "flotar" se instala en nuestros pies y no es una sensación típica de zapatilla nueva, llevo varios entrenamientos con ellas y siguen causando el mismo efecto.

Mi duda sobre un material tan blando como Boost era si, corriendo con el ante pie tendría algún problema en la estabilidad pero la combinación con EVA en la parte anterior de la estructura de la suela da a esta parte de la zapatilla la seguridad de un material utilizado durante años y el dinamismo del nuevo Boost alcanzando los resultados antes comentados en los entrenamientos realizados con estas zapatillas.

El ajuste es simplemente perfecto, al anudarlas se siente como el pie queda perfectamente sujeto sin holgura alguna, muy fiable.

En resumen, una zapatilla que promete, sin mucho ruido para los amantes del diseño salvo, en mi caso, por el color llamativo, pero que en el resto de campos se defiende con mucha solvencia, desde la ligereza, pasando por la sujeción al pie como en su amortiguación, Boost ha venido para quedarse y acompañarme en, espero, unos cuantos Maratones.

Su precio 135 euros, en mi caso en Decathlon 101,95, las verdes, porque las azules se mantenían al precio de fabricante, cuestión de gustos....